Blog

Ghee Casero 💛

Ghee Casero 💛

¿Oro líquido? Ivanna @verde.gourmet me dejó loco con este Ghee casero que hizo. Siempre me hace visualizar una situación perfecta. Tostadas mañaneras con Ghee para estos días nublados.

¿Qué es el Ghee? 🤔
El Ghee es un tipo de mantequilla clarificada, ideal para saltear tus alimentos. Se hace a partir del proceso de remover la caseína y la lactosa de la mantequilla por medio de la combustión.

Es muy utilizado en la India y en medicina Ayurveda ya que su uso interno y externo ayuda a equilibrar los 3 doshas (en Ayurveda: Kapha, Pitta y Vata).

Es muy alto en antioxidantes y ayuda a absorber vitaminas A, E, D Y K, También posee ácido linoleico conjugado lo que ayuda a mantener un peso saludable (siempre en conjunto con vida equilibrada entre manejo de stress y ejercicio físico. Tienes que poner de tu parte).

¿Cómo puedo comerlo?🍴
Para untar en un rico pansito, saltear o cocinar alimentos, repostería y para hidratar tu piel, entre otras formas.
.
.
Ingredientes
- 2 piezas de mantequilla de campo de 250 gramos SIN SAL
.
Preparación
1. Pon sobre un frasco esterilizado de 500 ml la gasa con la ayuda de una banda elástica.
2. Calienta la mantequilla en una olla o sartén a temperatura media-baja. ¡Sin revolver! Deja todo ahí haciendo su propia magia.
3. A medida que se derrita va a ir haciendo ruidos de ebullición. Cuidado con tus manos porque pueden saltar gotitas muy calientes.
4. Cuando pasen 20 a 30 minutos vas a ir viendo que todo está cubierto por una capa de espuma blanca. Puedes ir removiendo esa espuma con una cuchara con mucho cuidado y tirar la espuma sobre un pedazo de toalla nova o papel de cocina para tener mayor control, ver con más claridad cómo va el fondo de tu olla para así, no quemar tu Ghee. El mismo debe mantener un color claro, dorado y brillante.
5. Cuando veas que ya no sale a flote más espuma a la superficie, debes apagar el fuego (aproximadamente a los 30 a 40 minutos, dependiendo de cuánto caliente tu fuego a punto medio bajo, si es a gas o eléctrico).
6. Por último y con mucho cuidado, filtra a través de la gasa que pusiste sobre la entrada del frasco de 500 ml y deja enfriar a tapa cerrada a temperatura ambiente antes de guardar en el refrigerador. Allí puedes conservarlo por 1 año (o más) y fuera del refrigerador por 2 a 3 meses.
.
¡Prepara desde ya tus tostadas! :)